Una localidad de Austria tardó 87 años en retirarle la ciudadanía de honor a Adolf Hitler

Una localidad de Austria tardó 87 años en retirarle la ciudadanía de honor a Adolf Hitler

Wolfsberg (Shutterstock)
Wolfsberg (Shutterstock)

El dictador alemán Adolf Hitler (1889-1945) lleva 87 años siendo ciudadano de honor de la localidad austríaca de Wolfsberg. Sin embargo, esa condición la perderá a partir del próximo viernes, cuando el consistorio local se la retire por considerarlo “indigno” del título.

“Sabía, naturalmente, que Hitler tenía la ciudadanía de honor (…). Lo que no sabía es que nunca se le había revocado”, ha explicado el alcalde de la localidad, el socialdemócrata Hans-Peter Schlagholz, al diario regional Unterkärntner Nachrichten.

La localidad de Reisberg, que luego pasó a integrarse en el municipio de Wolfsberg, fue pionera en Austria en homenajear al líder del partido nazi. Le concedió ese título ya en junio de 1932, siete meses antes de que fuera nombrado canciller de Alemania y seis años antes de que el Reich alemán se anexionara Austria.

“Dimos por sentado que el homenaje quedó anulado con la muerte de Hitler” (se suicidó en abril de 1945, poco antes de la derrota total de Alemania en la II Guerra Mundial), explica Schlagholz, alcalde de esta localidad de unos 25.000 habitantes que está ubicada a unos 250 kilómetros al sur de Viena.

Sin embargo, explica el funcionario local, los servicios municipales comprobaron que el título honorífico nunca fue anulado ni retirado formalmente.

Adolf Hitler, líder nazi y responsable del asesinato de millones de judíos en los campos de concentración
Adolf Hitler, líder nazi y responsable del asesinato de millones de judíos en los campos de concentración

Ese paso se dará este viernes, cuando el pleno municipal apruebe, se espera que por unanimidad, quitar a Adolf Hitler el título de ciudadano de honor, 87 años después de habérselo concedido y 74 después de la muerte del dictador y genocida.

La retirada del título se hará cumpliendo el artículo de la normativa municipal que prevé revocar la concesión “si el condecorado demuestra ser indigno de la distinción”.

El pasado mes de noviembre, el ministro del Interior de Austria, Wolfgang Peschorn, anunció que la casa en la que Hitler nació en Braunau se convertirá en la nueva estación de Policía de la ciudad, con el fin de evitar así el peregrinaje y turismo de grupos neonazis.

“El futuro uso de este edificio por la Policía será una señal inequívoca de que este lugar nunca servirá para conmemorar el nacionalsocialismo”, ha sentenciado el ministro.

Braunau, una pequeña ciudad fronteriza en el norte de Austria, se ha visto a lo largo de la historia anegada de grupos neonazis que peregrinaban hasta la región con el fin de fotografiarse frente al edificio, tal y como han denunciado los vecinos a las autoridades.

El dictador (1889-1945) pasó los primeros meses de su vida en el piso de un edificio de tres plantas, el cual fue expropiado en 2017 a su dueño, provocando una larga disputa legal que se saldó con una indemnización de 812.000 euros a su dueño.

Con información de EFE y Europa Press

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

“El carnicero de Praga”: el atentado que mató al nazi más feroz y la misteriosa profanación de su tumba secreta

La historia de las jóvenes holandesas que seducían nazis para matarlos

Fuente: Infobae Fecha: