Trump vuelve a la campaña con su primer acto público tras el diagnóstico de COVID-19

Trump vuelve a la campaña con su primer acto público tras el diagnóstico de COVID-19

FOTO DE ARCHIVO: El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, posa en el balcón Truman de la Casa Blanca después de quitarse la mascarilla facial protectora, al regresar a la Casa Blanca tras ser hospitalizado en el Centro Médico Walter Reed para el tratamiento de la enfermedad del coronavirus (COVID-19), en Washington, Estados Unidos, 5 de octubre de 2020. REUTERS/Erin Scott// Foto de archivo
FOTO DE ARCHIVO: El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, posa en el balcón Truman de la Casa Blanca después de quitarse la mascarilla facial protectora, al regresar a la Casa Blanca tras ser hospitalizado en el Centro Médico Walter Reed para el tratamiento de la enfermedad del coronavirus (COVID-19), en Washington, Estados Unidos, 5 de octubre de 2020. REUTERS/Erin Scott// Foto de archivo (ERIN SCOTT/)

Por James Oliphant

WASHINGTON, 10 oct (Reuters) – El presidente Donald Trump tiene previsto dar sus primeros pasos para reanudar la campaña electoral en persona el sábado, mediante unas declaraciones a sus partidarios en la Casa Blanca, con el fin de demostrar que ha vencido al coronavirus y está de vuelta en la batalla por el poder.

Trump ha estado apartado durante más de una semana después de su diagnóstico de COVID-19, en un momento crítico de la campaña para las elecciones del 3 de noviembre. Las encuestas de opinión muestran que el candidato demócrata Joe Biden lidera a Trump por un margen considerable a nivel nacional, pero de forma más estrecha en algunos de los estados en disputa que pueden determinar el resultado.

El presidente aún no ha recibido el informe médico certificando que está libre de virus, pero se le autorizó a reanudar sus actividades públicas a partir del sábado. Es de esperar que haga comentarios sobre el tema “ley y orden” desde el balcón de la Casa Blanca a una multitud de cientos de personas en el jardín del complejo.

El lunes, Trump planea un mitin de campaña en el centro de Florida, un estado que necesita ganar para conservar las esperanzas de un segundo mandato.

Todavía hay dudas sobre si Trump, que anunció el 2 de octubre que tenía el virus y pasó tres noches en un hospital militar, sigue siendo contagioso.

En una aparición en Fox News el viernes por la noche, Trump dijo que se le hizo otra prueba para detectar el virus pero no reveló el resultado. También dijo que había dejado de tomar medicamentos para combatir la enfermedad COVID-19. “Me siento muy fuerte”, dijo Trump.

Trump y su Administración han sido criticados por su gestión de la pandemia, así como por una postura laxa en cuanto al uso de mascarillas y el distanciamiento social en la Casa Blanca y —en los últimos días— por los mensajes confusos sobre el alcance de la enfermedad del presidente.

BIDEN EN PENSILVANIA

Biden criticó con dureza la decisión de Trump de reanudar la campaña. “Buena suerte. Yo no asistiría a menos que haya mascarillas y se mantenga el distanciamiento”, dijo a la prensa en Paradise, Nevada.

Una fuente familiarizada con la planificación del evento en la Casa Blanca dijo que se esperaba que todos los asistentes usaran mascarillas. A la gente que asista al mitin de Florida se le hará un control de temperatura, se les animará a llevar mascarillas y se les proporcionará desinfectante para las manos, según la campaña.

Biden viajará el sábado a la ciudad de Erie, en el noroeste de Pensilvania, un estado que Trump ganó por poco a la demócrata Hillary Clinton en las elecciones de 2016.

El expresidente demócrata Barack Obama ganó el condado en las dos elecciones anteriores y Biden, que fue el vicepresidente de Obama, ha hecho de la región una prioridad.

Una encuesta de opinión de Reuters/Ipsos publicada a principios de esta semana mostró que Biden tiene una ventaja de cinco puntos sobre Trump en Pensilvania. La encuesta también mostraba que Biden tenía una ventaja de 10 puntos en todo el país.

La senadora Elizabeth Warren, que luchó contra Biden en las primarias demócratas, hará campaña en su nombre el sábado en otro estado indeciso: Nuevo Hampshire. Warren es popular entre los jóvenes votantes progresistas, algunos de los cuales han expresado su escepticismo hacia Biden.

Trump y Biden harán campaña la próxima semana sin tener que prepararse para un debate.

La Comisión de Debates Presidenciales canceló el encuentro fijado para el 15 de octubre después de que Trump dijera que no participaría. La comisión había convertido en virtual el debate después de su enfermedad. El debate final, fijado para el 22 de octubre, seguirá adelante como estaba previsto.

(Información de James Oliphant; información adicional de Trevor Hunnicutt; editado por Rosalba O’Brien y Frances Kerry; traducido por Tomás Cobos)

Fuente: Infobae