Pedro Castillo se quitó el sombrero: ¿qué mensaje quiere dar el presidente con este gesto?

Pedro Castillo se quitó el sombrero: ¿qué mensaje quiere dar el presidente con este gesto?

Pedro Castillo: ¿qué mensaje quiere dar el presidente al quitarse su característico sombrero?
Pedro Castillo: ¿qué mensaje quiere dar el presidente al quitarse su característico sombrero?

El nombramiento del cuarto gabinete significó uno de los momentos más álgidos de la gestión de Pedro Castillo, quien apenas tiene poco más de seis meses en la presidencia del Perú. Con todas las miradas encima, severas críticas y pedidos de renuncia, el jefe de Estado tuvo que salir a nombrar a un nuevo equipo ministerial.

La novedad, además de los nombres de ministros cuestionados, fue que el mandatario esta vez lució sin sombrero. Este accesorio lo había acompañado desde la campaña presidencial hasta sus reuniones en el día a día. Lo usaba a toda hora y se había convertido en su objeto más característico. Hasta ahora.

Luego de la juramentación del Consejo de Ministros, Castillo también apareció los dos días siguientes sin sombrero, lo que hacía pensar que esto ya no era casualidad. Dos especialistas analizan este cambio, que parece entrañar más que un simple cambio de estilo.

Para Juan Ramón Zolla, profesor de comunicación política en la Universidad de Lima, se constata que no es un gesto esporádico, y se puede inferir que hay cierta voluntad de ruptura con su personaje de campaña, donde el sombrero fue característico.

“Podemos decir que quizás hay una voluntad de distanciarse de esa época electoral que le funcionó en campaña como en los primeros meses de gobierno, para empezar a acercarse a esa formalidad de la burocracia que tampoco le es ajena a él”, asevera.

Su análisis va más allá y se pregunta por qué el presidente quiere dar este gesto. “Quizás podríamos pensar que el presidente está tratando de mostrarse un poco más auténtico, ese Castillo que era capaz de negociar con tirios y troyanos desde su época de sindicalista y que asumió este personaje épico de campaña, pero ahora pareciera que está tratando de darnos un cambio o giro hacia el personaje verdadero”, manifiesta, pero aclara que todo sigue en el terreno de las especulaciones.

Zolla se pregunta si estas cosas le servirán al mandatario o no para mejorar su performance en el gobierno. “Diría que depende. Creo que la mayoría de sus decisiones no agradan, otras no tanto, y además está extendida la imagen generalizada de que su gobierno parece no tener rumbo”, indica.

En esa línea, acota que su comunicación lejos de ayudar a Castillo en todos estos meses lo ha complicado más.

“Recordemos que no hablaba con la prensa, lo que le generaba crisis, pero el día que decidió hablar le generó una crisis peor. Estamos ante un fenómeno interesante, si no habla tiene problemas y si habla, también entra en problemas”, sostiene.

El especialista refiere que el gran reto de Castillo es precisamente mostrarse como un profesional de la política y eso implica tomarse en serio también ser un profesional de la comunicación política. Lo que no queda claro es si está en su agenda o si tiene el deseo de hacerlo.

Foto de archivo. El presidente de Perú, Pedro Castillo, y Aníbal Torres saludan después de que Torres jurara como nuevo primer ministro de Perú durante la presentación del cuarto gabinete de Castillo, que aún debe ser confirmado por el Congreso controlado por la oposición, en Lima, Perú, el 8 de febrero de 2022. Imagen tomado el 8 de febrero de 2022. Presidencia de Perú/Folleto a través de REUTERS ATENCIÓN EDITORES: ESTA IMAGEN HA SIDO SUMINISTRADA POR UN TERCERO. SIN REVENTAS
Foto de archivo. El presidente de Perú, Pedro Castillo, y Aníbal Torres saludan después de que Torres jurara como nuevo primer ministro de Perú durante la presentación del cuarto gabinete de Castillo, que aún debe ser confirmado por el Congreso controlado por la oposición, en Lima, Perú, el 8 de febrero de 2022. Imagen tomado el 8 de febrero de 2022. Presidencia de Perú/Folleto a través de REUTERS ATENCIÓN EDITORES: ESTA IMAGEN HA SIDO SUMINISTRADA POR UN TERCERO. SIN REVENTAS (PERU PRESIDENCY/)

El docente apunta que en nuestro país la mayoría de políticos no son profesionales de la política y eso es un gran problema porque demuestran absoluta improvisación en ámbitos que son tan claves como la comunicación. “Te puedes meter en un problema por no estructurar mensajes correctos y sobre todo por no ir de la mano de la toma de decisiones correctas”. En resumen, Zolla no guarda muchas esperanzas de que un gesto como el del sombrero pueda sumarle al jefe de Estado.

TENDER PUENTES

Por su parte, Alonso Salinas Cépeda, director de Comunicaciones de MileniumGroup Perú, recuerda que en una de las recientes entrevistas que brindó el presidente Castillo en Palacio de Gobierno, le preguntaron si en algún momento se quitaba el sombrero; a lo que respondió que esperaba hacerlo cuando se reúna con el Papa Francisco; sin embargo, vemos que tomó la decisión mucho antes.

Para Salinas, es evidente que el sombrero para Castillo ha sido más que un accesorio. Bajo su perspectiva, ha sido una de sus escasas herramientas de comunicación porque al usarlo, daba el mensaje de ser una persona de pueblo y conocedora de las limitaciones económicas de los ciudadanos de pie.

“Ahora el dejar de usarlo justo en el momento en que va a nombrar un gabinete tan álgido como el de Anibal Torres, en mi opinión, significa que: primero ya dejó al candidato atrás y segundo, y lo más importante, que con este cambio quiere dar a entender que ya no solo es un presidente para un sector de la población, sino para todos, ricos, pobres, clase media. Todos. Su intención, con este gesto, es dar a entender que tiene amplia disponibilidad para dialogar y tender nuevos puentes”, explica el directivo.

También se infiere que los puentes servirán para acercarse a otras tiendas políticas no tan ligadas a la izquierda. Esto como estrategia ante las fricciones ya conocidas con la izquierda de Verónica Mendoza y hasta con una parte de Perú Libre, partido que lo llevó al poder.

FILE PHOTO: Brazil's President Jair Bolsonaro and his Peruvian counterpart Pedro Castillo wave as they pose for a picture in Porto Velho, Rondonia state, Brazil, February 3, 2022. Alan Santos/Brazilian Presidency/Handout via REUTERS THIS IMAGE HAS BEEN SUPPLIED BY A THIRD PARTY. MANDATORY CREDIT/File Photo
FILE PHOTO: Brazil’s President Jair Bolsonaro and his Peruvian counterpart Pedro Castillo wave as they pose for a picture in Porto Velho, Rondonia state, Brazil, February 3, 2022. Alan Santos/Brazilian Presidency/Handout via REUTERS THIS IMAGE HAS BEEN SUPPLIED BY A THIRD PARTY. MANDATORY CREDIT/File Photo (BRAZILIAN PRESIDENCY/)

Detalla que con este gesto, Castillo mata varios pájaros de un solo tiro, porque el uso constante de este accesorio le acarreó durante mucho tiempo un sinfín de calificativos en redes sociales, “como por ejemplo el conocido hashtag #sombreroluminoso, que por cierto, es muy utilizado en TikTok y registra más de 8 millones de visualizaciones. Al inicio era usado para vincularlo con grupos terroristas, pero en la actualidad, ese hashtag es usado de manera usual para referirse a Castillo”.

Finalmente, Salinas considera que este acto de desprendimiento de un accesorio que lo llevó a ganarse la simpatía del 50+1 de la población, no tendría maor impacto en las encuestas, ni mucho menos en la percepción de los peruanos sobre su quehacer como mandatario. “Hoy, los cambios que desee implementar deberán ser tangibles y contundentes”, añade, sobre todo si realmente desea continuar en el cargo, ya que los rumores de destitución suenan cada vez más alto.

SEGUIR LEYENDO:

Castillo deja su emblemático sombrero para capear la tormenta política en Perú

Congresistas ya iniciaron diálogos para vacar al presidente Pedro Castillo: “No nos vamos todos, se irá él”

Aníbal Torres sobre continuidad de ministro Hernán Condori: “Ya el presidente estudia el caso. Mi opinión no sirve”

Fuente: Infobae